“SÁLVAME DE TI” Flotando entre sus brazos…20

Amanecía.

Incipientes haces dorados lamían la ondulada superficie de un mar calmo y oscuro. Las sombras retrocedían perezosas, cediendo su reino al orbe de luz que emergía lánguido en el horizonte, despertando a la vida cuanto tocaba, azulando las aguas, verdeando las montañas, coloreando las casitas que salpicaban la abrupta ladera. La hermosura del alba apenas caldeó su atribulado corazón.

Llevaba un buen rato apoyada en la barandilla de la amplía y privilegiada terraza de la habitación, con aquellas impresionantes vistas, intentando discernir mi papel en ese lugar, con ese hombre y esa terrible situación.  Intentando comprender cómo un hombre cómo él, pleno de vida, enérgico, pasional, fascinante, seductor y poderoso, aguardaba con tanta entereza su muerte. No parecía abatido, ni debilitado, ni siquiera frustrado o dolido, tan sólo había asumía su destino, limitándose a disfrutar cada minuto de vida. Aquella actitud era la etapa final, de un largo y doliente viaje. Obviamente había pasado por los procesos anteriores, y ahora sabía que aquella tarde en la playa sí había tirado la toalla. Aquel pensamiento me abrumó, y la congoja que intentaba desesperadamente mantener a raya, se acentuó peligrosamente. Me había prohibido sentir compasión, rabia o cualquier otro pensamiento negativo. Sólo sabía que el destino me había puesto en su camino, y que iría con él hasta el mismísimo infierno si era necesario. Me asombraba la intensidad de mis sentimientos, apenas lo conocía, y me aterraba pensar que había encontrado al hombre de vida, demasiado tarde.

–No puedo reprocharte nada si cambias de opinión.

La suave voz de Liam sí caldeo mi corazón. Se puso tras de mí, enlazando mi cintura con sus brazos. Noté su cálido aliento en mi cuello. Me arrebujé contra su cuerpo, sintiendo la duras ondulaciones de sus músculos.

–¿De verdad crees que te voy a dejar escapar mientras sigas volviéndome loca en la cama?

Rió divertido, su pecho se agitó en mi espalda. Giré levemente la cabeza y sentí sus labios en mi mejilla.

–Eres tú el que me vuelve loco–ronroneó sensual–eres una gatita insaciable.

Me volví hacia él, enlacé mis brazos a su cuello, me acerqué seductora y maullé. La mirada de Liam brilló pícara, sonrió y mordió mi labio inferior, para lamerlo a continuación. Gemí y entreabrí mis labios para él. Una invitación que aceptó gustoso. La incursión de su lengua en mi boca, fue ávida pero tierna. Sus besos enervaban mi excitación hasta lo indecible, lamía, frotaba, jugaba, paladeaba en una imitación del acto sexual, un excitante preludio. Su dedicación me sobrecogía, su pasión me encendía tanto que temía perder el sentido.

Una melodía comenzó a ganar intensidad proveniente de la habitación. Liam se separó a desgana e inclinó ligeramente la cabeza.

–¿Me concede este baile?

Su media sonrisa me hechizaba. Su negro cabello alborotado, sus claros ojos grises resplandeciendo dichosos, su expresión conmovida, todo en él surtía un poderoso influjo en mí.

Asentí embebida de su pasión, de sus emociones, tan intensas como las mías, y cuando me tomó por la cintura y me entrelazó la mano supe que era él. La otra mitad de mi alma.

Comenzamos a bailar lánguidos, los sensuales acordes de “Like a Star”, la aterciopelada y sugerente voz de Corinne Bailey Rae nos envolvió en una nube mágica e irreal, alejándonos del mundo. Solos él y yo, en aquella terraza, en mitad de aquel majestuoso amanecer, flotando entre sus brazos, mecida por las emotivas vibraciones rítmicas de la canción y  los afectados latidos que palpitaban rotundos en mi pecho.

–Por fin mi enfermedad tiene sentido–musitó en apenas un susurro–te encontré.

–Bésame–supliqué.

Su boca me asaltó, y yo sumisa, le rendí pleitesía.

Un molesto tono de llamada nos devolvió la consciencia. Liam gruñó, pero no me soltó. Tuve que alejarlo a la fuerza.

–Puede que sea importante–aduje.

–Odiaría que lo fuera.

Y a desgana, con un encantador mohín disgustado se adentró en la habitación.

enamorados+amor+pareja+mar+beso+pasion

Anuncios

Acerca de nerolloil

ESCRITORA ROMÁNTICA
Esta entrada fue publicada en Sálvame de ti 20 y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s